Skip to content

Y VIVIERON FELICES…

14/09/2010

El otro día fui al cine y me encuentro con esto:

Hela ahí: el otro género de película que deberían erradicar de la faz de la tierra.  Se trata de la película del protagonista lindo (y medio tonto o medio malo o medio cagado con la idea del compromiso) y la protagonista hermosa (bicha y emprendedora) que por fatalidades del destino (¡oh, crueldad de los dioses!) terminan juntos y odiándose hasta que, más casualidad todavía, terminan amándose mucho y son felices y eso.

La secuencia siempre es la misma:

1.  Presentación de los personajes:  Si ya se conocen, se caen mal.  Si no se conocen, se van a gustar pero sólo físicamente.

2.  Enyuntamiento de los personajes:  Esto puede suceder por varias razones pero siempre en contra de los hermosos protagonistas.  La causa número uno del enyuntamiento es la noche de borrachera e inconsciencia en Las Vegas que termina con el matrimonio de ambos que luego querrán anular pero no pueden porque aparece ex nihilo una cláusula que dice que no pueden separarse hasta que no vivan por un período promedio de 365 días (o sea, un año no bisiesto) y justo cuando se va a cumplir el año pasa lo que nadie se imagina, el paso 3:

3.  Enamoramiento de los protagonistas:  No es porque el sea un Adonis ni porque ella esté más buena que nadie (ni por la típica escena de ella saliendo en toalla de la ducha o en ropa interior del baño y él accidentalmente la ve y se pone incómodo y hasta le molesta  porque no se ha dado cuenta todavía de que le atrae, eso es un sentimiento que tiene en el subconsciente y ya sabemos que esa parte del cerebro es como el iceberg que está todo debajo del agua y no se ve… pero después él se queda como pensando en la imagen de la tipa en semi cueros y ahí, bendito dios, se da cuenta de que tal vez, quizás, a lo mejor le gusta un poquito… pero ¿cómo puede esto ser así?  Inexplicable.)  La cosa es que los dos se dan cuenta que se han enamorado y que se gustan.  Generalmente hay un escarceo mínimo (un beso o un polvo rápido) y ahí se afianza el amor pero ocurre el paso 4:

4.  Encabronamiento de los protagonistas:  Aquí es cuando uno de ellos se da cuenta de que hay gato encerrado como que él se enyuntó por una apuesta o algo así sin sospechar que se acabaría enamorando; o también puede ser que aparezca un antiguo amor que no pasó por las etapas anteriores; o se cumple el plazo para vivir juntos y se van a separar porque es lo más lógico y es lo planeado sin tomar en cuenta que han pasado por el paso 3.  Pero no todo está perdido porque siempre ocurre el paso 5:

5.  Reconciliación de los protagonistas:  Nunca entendemos bien cómo sucede pero por alguna milagrosa circunstancia, el/la protagonista se da cuenta de que el/la otro es el amor de su vida y que renunciar a eso (a pesar del odio inicial) no tiene sentido porque en esta vida se vino a amar y no a sufrir ni odiar.  Como están separados, uno de los protagonistas busca al otro (que está planeando salir del país o la ciudad o está a punto de casarse con otro/a que apareció en el camino) y lo encuentra y le dice lo irracional que es esa separación y que se dio cuenta de que el/la otro es el amor de su vida y que vale la pena intentarlo.

Nota: Los protagonistas deben ser representados por alguno de los siguientesn actores, a saber: Sarah Jessica Parker, Matthew McConaughey, Jennifer López, Ben Affleck, Cameron Díaz, Aston Kutcher, la tipa de Grey’s Anatomy (ver trailer)

Anuncios
2 comentarios leave one →
  1. desparejo permalink
    14/09/2010 10:58 p09

    Dos cosas:

    1. Cuando fracasa el punto 5 la historia da lugar a ese otro tipo de películas ya tratadas aquí en que la mujer bella viaja a Italia para reparara su corazón roto con unas buenas dosis de Renacimiento, mar Tirreno, góndolas, vino, zapatos, catolicismo, sopressata y lemoncelo.

    2. Hay dos cosas inverosímiles en el mundo, que no pasan en el mundo real entre cristianos:
    a. Que exista una película como Match Point que sostiene la peregrina idea de que alguien pueda querer matar a Scarlett Johanson.

    b. Que el protagonista de este tipo de películas tenga que llegar hasta una borrachera para darse cuenta de que esa mina que odia está buenísima y que bien merece un conocimiento en sentido bíblico.

    • 14/09/2010 10:58 p09

      Sí, pero ahí por lo menos te quedas con el engaño de que, como es Woody Allen, es cine arte o cine de autor. En el resto de los casos te quedas con la sensación de ya haber visto la película antes…

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s

A %d blogueros les gusta esto: